Jamón, jamón

Ya te echo de menos, querido jamón. Y ni siquiera hace falta que seas pata negra, con un ibérico a precio medio normal ya me conformaría…

Sí, amigos, entramos de lleno en el apasionante mundo de la alimentación. Aunque aviso: esto es una simple introducción porque mi labor de investigación aun está en pañales. Por el momento aquí van unas cuantas conclusiones de mi observación visitando tres o cuatro cadenas de supermercados.

XXL size. Lo que les gusta una talla XXL… Y no solo de ropa, sino de latas de guisantes, botes industriales de mayonesa, garrafones de leche, bidones de lejía, etc. Estos son los paquetitos de arroz que había en las estanterías de Winn-Dixie. No preguntéis cuánto arroz había ahí dentro… ¡Yo qué sé! ¿10 kg? Aun no estoy puesta en libras, ni el millas, ni en pies, ni en nada de eso… Aunque aun tengo que pisar más el terreno de guerra, me da la sensación que Winn-Dixie viene a ser nuestro Carrefour.

IMG_3738

El mundo orgánico. Se puede comer decentemente buscando productos decentes pero prepara la butxaca (bolsillo) que diríamos en mi pueblo. Ahí está Whole Foods Market. Sitio super cuqui donde lo comprarías todo.

En los surtidores tienes: arroz de todo tipo de “colores”, garbanzos, frutos secos, semillas, etc., con esa pesa tan vintage que te invita a llenar la bolsa.

IMG_3794.JPG

La carne está clasificada según la alimentación de los animales y, of course, nada de animales hormonados ni inyectados con antibióticos y otras mierdas.

En la sección de la pescadería tienes la información de la “población” en el mundo de los diferentes pescados y está indicada en la etiqueta amarilla que se ve en la foto. De los pescados conocidos que vi en la vitrina: atún y salmón; dejando al margen las gambas y familiares. A los otros les deben conocer en su casa.

IMG_3796

Del queso, aceite de oliva y del pan, ni hablamos. Ya estoy haciendo el duelo correspondiente por los sitios delicatessen madrileños como Panadàrio y similares. Este es el país que hará que deje de comer pan. El buen queso a precio de oro por eso me puse ciega con los “degustaciones”, sin ser yo de coger folletos en las ferias, ni probar nada gratis.

El aceite de oliva “español”, sin comentarios.

IMG_3795.JPG

Por cierto, mucha gente con obesidad comprando en los supermercados subidos a unos cochecitos porque no pueden andar. El pez que se muerde la cola, claro. Ayudaría a evitar su problema que caminaran más.

La escena de Wall-e pero sin la nave espacial y en un hipermercado.

walle-e-humans-in-the-spaceship.jpg

Y como despedida, una reflexión para servidora: “con la urticaria que te da cuando pisas una “gran superficie” y lo mucho que te molan las tienduchas (mientras más pequeñas, mejor), ¿cómo te ves en ésto, hija mía?”. Que pena más grande…

 

3 comentarios en “Jamón, jamón

  1. Menudo retrato has hecho. Genial!!!! Todo esto me suena. Interminables pasillos de cereales, de quesos, de variedades de cualquier tipo de producto, que igual ni sabía que existía. This is America, en lo bueno y en lo malo, en la salud y en la enfermerdad y hasta que otro supermercado, mucho más grande, nos separe.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s